No.531/2019

Con la estrategia Unidades Médicas de Tiempo Completo disminuirán los tiempos de atención al derechohabiente.

Para combatir la corrupción y terminar con las malas prácticas, el Instituto trabaja de manera estrecha con la SHCP. También, implementó un concurso de oposición para la designación de representantes en las entidades federativas.

A un año de iniciar la administración del presidente Andrés Manuel López Obrador, el Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS) ha implementado diversas acciones para cumplir los compromisos en Salud del gobierno federal: contar con más especialistas médicos, mejorar la infraestructura hospitalaria y nuevos esquemas de compras consolidadas para la adquisición de medicamentos.

Durante el primer año de la actual Administración Pública Federal, el Seguro Social ha emprendido acciones para incrementar su plantilla laboral y formar a los especialistas que más se necesitan.

En este sentido, en 2019 ingresaron 5 mil 716 médicos residentes para formarse como especialistas y en 2020 se trabaja para que 7 mil 814 ingresen a las especialidades y subespecialidades que más se demandan.

En equipamiento médico, el Instituto ha realizado una inversión histórica por más de 4 mil millones de pesos, y se ha diseñado el registro de Carteras de Inversión para el fortalecimiento de áreas de Medicina Física y Rehabilitación.

Para el año 2020 se tiene proyectada una inversión de 7 mil 985 millones de pesos para renovación de la tecnología médica con base en antigüedad, costos, programas médicos, eficiencia, análisis de la tecnología incluida en el Cuadro Básico de Equipo Médico.

Este año también se implementó el Programa de Tiempo Extra para avanzar hacia las Unidades Médicas de Tiempo Completo, y disminuir la espera en atención al derechohabiente.

Mediante el pago de tiempo extra al personal, se han logrado efectuar de manera adicional 3 mil 179 cirugías; 22 mil 611 consultas; 124 mil 633 estudios auxiliares de diagnóstico; 9 mil 338 sesiones de Hemodiálisis y 13 mil 306 sesiones de rehabilitación física, entre otras atenciones.

Con la estrategia de Unidades Médicas de Tiempo Completo se busca alcanzar el objetivo de brindar servicios de consulta en medicina familiar y de especialidades, quirófanos, salas de diagnóstico y tratamiento los 7 días de la semana.

Adicionalmente, se espera incrementar de 521 mil 900 a 898 mil 560 consultas otorgadas anualmente durante los fines de semana en las unidades médicas comprometidas, y pasar de 19 mil 292 a 64 mil 019 cirugías.

En el marco del cambio de régimen en la Administración Pública Federal, el IMSS mantiene coordinación permanente con la Unidad de Inteligencia Financiera (UIF) para combatir la corrupción y erradicar viejas prácticas.

Hay colaboración con la Secretaría de Hacienda y Crédito Público (SHCP) en la implementación de nuevos esquemas de compras consolidadas para la adquisición de medicamentos, a fin de garantizar mejores precios en la compra de los insumos y que todos los mexicanos tengan acceso a éstos.

Por otra parte, en un proceso histórico e inédito al interior del IMSS, se llevó a cabo el Concurso de Oposición para la Titularidad de los Órganos de Operación Administrativa Desconcentrada (TOOAD). Con este proceso se busca a las 35 mujeres y hombres que serán los representantes del Seguro Social en las entidades federativas.
Con el nuevo modelo de selección se termina el “dedazo” político, el compadrazgo y la corrupción. A diferencia de otras administraciones, se realizó un proceso más transparente y competitivo que privilegia los méritos y el servicio profesional de carrera para designar a los mejores cuadros médicos en estos cargos.
Ahora, la titularidad de los Órganos de Operación Administrativa Desconcentrada estará a cargo de médicos, personal de enfermería, directivos con experiencia, jubilados y activos, así como personal del programa IMSS-Bienestar. Se privilegiarán los méritos y la lealtad institucional.

Otra de las acciones destacadas durante el primer año de gobierno fue mejorar la iniciativa Código Infarto, a fin de brindar un tratamiento inmediato y atender las enfermedades cardiovasculares.

Se adecuó el protocolo de atención integral de enfermedades cardiovasculares que ha beneficiado a 5 mil 243 pacientes en el último año (27 mil 294 personas desde su implementación).

Este modelo de atención inmediata se ha aplicado en 23 redes del IMSS, mejorando en 58 por ciento el tratamiento y reduciendo hasta en 86 minutos el tiempo para la atención de los infartos al corazón. Con este programa se disminuyó en 43.5 por ciento las complicaciones y se redujo la mortalidad de 21.2 a 8.3 por ciento.

En el Programa IMSS-BIENESTAR, como resultado de las estrategias en favor de la salud de la mujer, se mantuvo la tendencia a la baja de la mortalidad materna entre noviembre de 2018 y 2019, con una reducción del 11 por ciento.

Además, en el mismo periodo disminuyeron los embarazos no planeados en adolescentes de 10 a 19 años, al pasar de 38 mil 20 a 32 mil 538.

En materia de salud, la prioridad del Instituto Mexicano del Seguro Social es la atención a sus derechohabientes, por ello, en 2020 continuará fortaleciendo sus programas para que los mexicanos cuenten con servicios dignos y de calidad.

2019
Comunicados 2018
02/12/2019 - 14:39