050316

Muy buenos días compañeras, compañeros de la CROC.

Saludo con gran aprecio, respeto y cariño al Senador Isaías González Cuevas, Secretario General del Comité Ejecutivo de esta Confederación Revolucionaria de Obreros y Campesinos, a quien agradezco su amable invitación y felicito calurosamente por su elección unánime. Muchas felicidades, Senador.

Saludo con gran afecto y respeto a don Carlos Aceves del Olmo, Secretario General de la Confederación de Trabajadores de México. Muy buenos días, don Carlos, tenga usted.

De igual forma saludo con respeto a mi amigo el licenciado Rafael Adrián Avante Juárez, Subsecretario del Trabajo y representante del Secretario Alfonso Navarrete Prida, a quien le enviamos un caluroso abrazo.

Saludo con afecto y también felicito a mi amigo David Penchyna, director del INFONAVIT, quien tendrá su asamblea el próximo lunes para confirmar esta designación.

Saludo con mucho afecto a don Mario Martínez Déctor, representante del sector obrero en el Consejo Técnico del IMSS y mexicano comprometido con las causas de los trabajadores.

Saludo a don Alfredo Barba, Secretario General de la CROC en Jalisco.

De igual forma saludo a la Diputada Porras Valles, Secretaria General de la CROC en Chihuahua; al Diputado Pedro Oxté Conrado, Secretario General de la CROC en Yucatán.

También saludo a los Secretarios Generales de la CROC en los estados, a quienes reconozco su importante liderazgo.

Agradezco a todos los congresistas, líderes y trabajadores su amable invitación a este Décimo Tercer Congreso Nacional.

Y les transmito un mensaje directo del señor Presidente de la República, licenciado Enrique Peña Nieto.

Ustedes representan la fuerza productiva de este país y son quienes fomentan la construcción de condiciones y alternativas para aumentar la competitividad, la producción, la conservación y promoción de los empleos formales de millones de mexicanos. Muchas felicidades.

Amigas y amigos de la CROC; amigas y amigos de los medios de comunicación.

Es para mí motivo de enorme satisfacción y honor poder estar aquí por primera vez en la dirigencia de la CROC, cuya cooperación y apoyo es pilar fundamental para el IMSS.

Desde sus orígenes en 1952, la CROC surge a partir de cuatro organizaciones con una clara vocación social: la Confederación Proletaria Nacional, la Confederación de Obreros y Campesinos de México, la Confederación Única de Trabajadores y la Confederación Nacional de Trabajadores.

En este sentido, la estrecha relación entre la CROC y el IMSS no es nueva. Desde hace ya varios años, la sinergia de nuestros esfuerzos ha rendido grandes frutos en favor de los trabajadores y de sus familias.

Juntos, hemos transformado el rostro de México.

Desde su fundación la CROC integró a sus estatutos el propósito de luchar por defender los derechos de las y los trabajadores y sus familias, buscando siempre mejorar sus intereses económicos, sociales y culturales, objetivo que gracias a la firmeza y convicciones de sus líderes, se ha mantenido intacto. En línea con este objetivo, precisamente, desde 1965 esta importante confederación sindical ha representado al Sector Obrero ante el Consejo Técnico del IMSS.

Desde entonces y hasta la fecha, este espíritu de cooperación ha sido una de las piezas primordiales en la consolidación del Seguro Social como órgano de protección social del Estado que salvaguarda el derecho de millones de campesinos y obreros a la salud y al bienestar social.

Sigamos generando alternativas y programas que permitan a los trabajadores del sector obrero y campesino continuar contando con aliados como el IMSS, que les garanticen el derecho de los obreros, de los campesinos y de sus familias a mejores condiciones de vida.

Como Director General del IMSS, me comprometo a seguir reforzando esta relación para tener niveles más altos cada vez de entendimiento, de confianza y de apoyo mutuo.

Como ustedes saben, el IMSS es el proveedor de servicios médicos más importante de América Latina.

En un día ordinario, los 430 mil trabajadores del IMSS, que seguramente cerrarán en 435 mil este año, atendemos más de 500 mil consultas diarias; nacen en el IMSS más de mil 200 niños al día; llevamos a cabo 4 mil 200 intervenciones quirúrgicas; atendemos 60 mil casos de urgencias, y cuidamos a más de 200 mil niños en nuestras más de mil 400 guarderías.

Tengan la certeza que el señor Presidente de la República está determinado en garantizar plenamente estos derechos sociales. Es por ello, que al designarme recientemente Director General, me dio tres instrucciones muy específicas:

Primero. Continuar con la disciplina financiera del Instituto. Si no hay disciplina financiera, no hay IMSS de largo plazo.

En 2012 arrastrábamos un déficit de casi 26 mil millones de pesos; hoy quiero reconocer la labor de mi antecesor, el doctor José Antonio González Anaya, en esa ocasión se comprometió, al principio de la administración, a reducir el déficit y el doctor González Anaya lo bajó en 60 por ciento.

Eso implica que con esa reducción del déficit tenemos mucho más espacio de gasto. Se redujo 60 por ciento del déficit y se incrementó la inversión de cartera del 15 al 16 en 78 por ciento, esto implica que a más reducción del déficit, más capacidad de gasto en nuestro Instituto.

La segunda instrucción fue muy clara. Simplificarle la vida a los trabajadores y a los derechohabientes del IMSS para hacer valer sus derechos.

Y la tercera instrucción es privilegiar la calidad y la calidez de los servicios.

En este sentido, sabemos que la mejor forma de garantizar un México saludable es a partir de la prevención. Actualmente, México requiere de un nuevo enfoque donde el eje primordial y principal sea la prevención.

Por ello, desde 2009, en forma directa firmamos un Convenio PrevenIMSS y la CROC, hemos buscado acercar los servicios de salud a los centros de trabajo donde laboran todos los afiliados.

Hemos organizado, por ejemplo, con Isaías: Semanas de Salud, actividades de promoción de los servicios médicos, capacitación de personal médico y voluntario, eventos de cultura y actividad física, y sesiones informativas, entre muchas otras para atender a los más de cuatro millones de trabajadores afiliados a la CROC.

De igual manera, logramos que todas y cada una de las delegaciones del Instituto reportaran acciones de PrevenIMSS para los afiliados a la CROC.

Tan sólo en el 2015, mediante estas acciones preventivas, se identificaron más de mil 700 casos sospechosos de diabetes mellitus, más de dos mil casos de hipertensión arterial; 140 casos sospechosos de cáncer cervicouterino y 197 de cáncer de mama; además, identificamos más de 40 mil casos donde el estado nutricional de las personas no era adecuado y hoy ya están en seguimiento para confirmar su diagnóstico e iniciar tratamientos para evitar cualquier complicación en el futuro.

Existen muchos casos donde los trabajadores o sus familias no saben que tienen derecho a estos servicios.

Como trabajadores formales, las cuotas que pagan les dan derecho, a ustedes y sus familias, a servicios médicos, prestaciones sociales, tales como el derecho a la pensión, ahorro para el retiro y el derecho a la incapacidad.

Es mucho lo que hemos hecho juntos la CROC y el IMSS por México. Para ello, necesitamos continuar con esta cooperación permanente con esta Confederación.

Por nuestra parte, continuaremos trabajando en mejorar tres cosas que la gente y los trabajadores nos piden con mucha justificación:

Primero. Que los tiempos para asignarle una cama a un derechohabiente del IMSS se reduzcan lo máximo posible; que los tiempos para asignarle un especialista después de la consulta de primer nivel se reduzcan también al máximo, y culminar este proceso médico con la reducción de los tiempos para la asignación de una intervención quirúrgica.

Vamos a agilizar también los procedimientos y trámites del Instituto para facilitarle la vida a los trabajadores. Hemos podido lograr ya que 35 millones de trámites al año no se hagan de manera presencial y se hagan de manera electrónica.

Quiero reconocer el trabajo que hacen como consejeros todos los miembros de la CROC ante el Consejo Directivo.

Con su participación, el IMSS se ha visto fortalecido gracias a la labor destacada, por las decisiones que toman ustedes en nuestros Consejos.

Sabemos que con el apoyo decidido de la CROC lograremos todos y cada uno de los objetivos que nos hemos trazado, y que ahora nos concentran en mejorar la calidez y la calidad de la atención.

Senador Isaías, estimados líderes de la CROC; amigas y amigos sindicalizados:

Hoy tenemos que trabajar juntos para que el IMSS se administre eficientemente, que sus recursos se traduzcan en servicios de verdadero impacto en el bienestar de las familias y que sus programas de trabajo respondan a las necesidades de atención de la población derechohabiente; en específico, de los obreros y los campesinos que son los que colaboran en el desarrollo económico de México.

El IMSS está llamado a ser el referente de seguridad social en Latinoamérica en el siglo XXI y, junto con ustedes, lo vamos a lograr.

Tengan la certeza de que trabajaré sin descanso y pondré mi mayor empeño en cumplirle al sector obrero, mejorando la prevención de enfermedades, la atención médica a sus trabajadores y facilitando sus trámites de pensión.

Muchas gracias de nuevo por su amable atención y felicidades otra vez, señor Senador.

2017
Comunicados 2016
Última actualización:
 horas, Fuente: Comunicación Social
07/03/2016 - 16:30